Francia se plantea prohibir los vuelos cortos a pesar de las pérdidas del sector aéreo

Francia se plantea prohibir los vuelos cortos a pesar de las pérdidas del sector aéreo

El Gobierno de Macron ha expresado desde sus inicios su compromiso con el cambio climático y con mejorar la posición de Francia en el ámbito, convirtiendo a la nación en ejemplo y referente. No obstante, una iniciativa reciente pretende hacerlo a expensas del sector aéreo.

 

La Asamblea Nacional francesa ha aprobado la primera de las tres votaciones necesarias para suspender los vuelos nacionales que puedan realizarse en un trayecto de dos horas y media de tren. Si bien la iniciativa es en si misma un avance y una demostración de su compromiso contra el cambio climático, el Gobierno francés a la par que ecológico es inoportuno.

 

El proyecto de ley forma parte de una iniciativa que busca reducir las emisiones en un 40% con fecha limite el año 2030. De conseguirlo, las emisiones serían las mismas que se recogían en el año 1990.  Sin embargo, la propuesta llega en el marco de una pandemia sin precedentes que ha supuesto numerosas pérdidas principalmente al sector aéreo.

 

Mientras otros países asumen las mismas medidas que Francia, las aerolíneas locales se preocupan por su situación, aunque en un principio esta medida solo afectará a 6 rutas comerciales. Por otro lado, la presión de la Convención Ciudadana por el Clima, fundada por Macron, recuerda que la idea original de la medida era la de prohibir los vuelos que pudieran ser cubiertos en 4 horas.

 

Todavía no hay consenso oficial, a falta de dos votaciones, sobre si la medida se aprobará en dos horas y media o si será necesario ampliarla a 4 para lograr los objetivos establecidos. Lo que sí está claro es que supone un duro golpe para el sector aéreo francés y potencialmente para aerolíneas extranjeras que operan en el país, así como también sería un golpe para las aerolíneas de otros países que decidan replicar la medida.

Entradas relacionadas