El COVID-19, una oportunidad para la aviación

El COVID-19, una oportunidad para la aviación

La crisis sanitaria ha afectado a todos los sectores productivos aunque uno de los más afectados ha sido el sector aéreo. Este sector es uno de los más pujantes de la UE-27 pero la pandemia y sus consecuencias económicas han hecho que la baja actividad tenga un gran impacto en la economía. España se encuentra en una situación crítica al presentarse con un dato especialmente bajo en las proyecciones de crecimiento de Bruselas para 2020 y 2021. Además, fue uno de los países de la Unión Europea más golpeados por la crisis y ocupa el primer lugar en la media del exceso mensual de mortalidad con un 21%.

 

A pesar de todas estas circunstancias, hay factores que nos indican que hay una luz al final del túnel. Las consecuencias de la pandemia deben servir como incentivo para plantear nuevas metas de competitividad e innovación que impulsen la recuperación del sector y reactiven la economía. Un indicador importante a la hora de analizar las oportunidades para España es el Índice de competitividad en Viajes y Turismo desarrollado por el Foro Económico Mundial, en donde España encabeza la lista. Este índice ofrece una aproximación a la competitividad de cada país de la UE-27. Con esto se puede anticipar la recuperación de cada uno de cara al 2021. En este sentido, el indicador apunta a que España tiene una posición fuerte con capacidad para reactivar el turismo y en consecuencia la actividad aérea.

 

De cara a este año, se podría decir que España puede encabezar una reactivación del sector aéreo global y estimular la macroeconomía. Sin embargo, todo esto va a depender de las medidas que tomen a nivel nacional e internacional. El 2021 será un año clave para la mejora regulatoria de la aviación y la flexibilidad del turismo.

 

Entradas relacionadas